Diagnóstico por imagen

1.- Mamografía

Sigue siendo la primera exploración a realizar cuando existe sospecha de patología mamaria, salvo en pacientes muy jóvenes en las que se puede empezar el estudio realizando una ecografía. Para su realización se utiliza una dosis baja de rayos X. Con respecto a la preocupación de algunas pacientes con la radiación recibida en la mamografía debemos de decir que es un riesgo sobrevalorado y que con los actuales equipos, es prácticamente despreciable. Se ha calculado que la dosis de radiación de un estudio mamográfico equivale a 8 meses de exposición a la radiación normal en la vida diaria.

Según un estudio Americano el riesgo de la mamografía es el mismo que:

  • Fumar tres cuartas partes de un cigarrillo.
  • Viajar 1000 Km en avión o 150 en automóvil.

Esto indica que ,tal vez , exista una sobrevaloración sobre el riesgo.

 

Preparación

Para la realización de una mamografía no necesita ninguna preparación especial. Se  podrá realizar durante cualquier fase del ciclo, aunque justo en la etapa premenstrual podría resultar un poco más dolorosa.

El día que acuda a realizar la prueba es importante no utilizar cremas ni polvos de talco en la mama ya que podrían producir “artefactos “  los cuales dificultarían el diagnostico.

¿Cómo se realiza?

Una vez en la sala de exploración, el técnico de radiología le colocara sobre el mamógrafo y realizara las 2 radiografías de cada mama. Se le aplicara una compresión con una pala del propio equipo que en ocasiones puede producir una ligera molestia, pero que será necesario pues ayuda a reducir la dosis de radiación y facilita el diagnostico.

En la actualidad coexisten las nuevas técnicas de mamografía digital y la clásica de mamografía analógica (algo similar a lo que ocurre con la fotografía). Hay que decir que cualquiera de las 2 técnicas es perfectamente válida para el diagnóstico y la intensidad de la compresión que se le aplicara será la misma.

En algún caso el radiólogo le indicará la necesidad de realizar alguna proyección especial de la mama para aclarar alguna imagen. Esto no aporta una radiación adicional significativa.

A pesar de la fiabilidad de la mamografía, existe un porcentaje de aproximadamente de 10% de casos en los que puede existir un cáncer y no verse con esta técnica.

Si ya  se le ha diagnosticado un cáncer la mamografía se le hará una vez al año y en principio, salvo que su médico lo considere necesario, no se realizara ninguna otra prueba de imagen.

Una vez realizada la mamografía si el radiólogo encuentra alguna lesión, puede ser necesario realizar una ecografía, que habitualmente se hará en mismo acto médico.

 

2.- Ecografía

La ecografía nos permite obtener imágenes por ultrasonido, por lo que no emite radiación, es inocua y puede realizarse tantas veces como sea necesario.

Debe de tenerse presente que salvo en mujeres muy jóvenes la ecografía de mama no es la primera exploración a realizar y que no podremos excluir de forma segura la presencia de un cáncer solo con una ecografía.

En situaciones especiales  después de la realización de una mamografía  y ecografía su médico puede indicarle la necesidad de realizar una resonancia magnética.

 

3.- Biopsia bajo control de esterotaxia

Se realiza cuando la lesión no se pueda ver con la ecografía. El proceso es similar al descrito con ecografía, aunque lo que nos guiara para localizar la lesión es una imagen con Rx obtenida en un equipo especial. Durante la prueba usted estará acostada boca abajo, colgando la mama por un orificio de la camilla y el radiólogo, con anestesia local llevara a cabo la biopsia obteniendo unos cilindros de tejido mamario para su posterior análisis. El proceso durara sobre 30 minutos y no serán necesarios cuidados posteriores ni es necesario que el paciente acuda en ayunas. En el caso de este segundo tipo de biopsia ( esterotaxia) si usted esta tomando Sintrom o cualquier otro anticoagulante o antiagregante ( aspirina, tromalyt..) deberá comunicarlo antes al medico , pues deberá dejar de tomarlo. De todas formas no debe de preocuparse, pues cuando el radiólogo le indique la necesidad de realizar dicha prueba, le informara de todos los detalles y le dará una hoja con las explicaciones, para que usted lea y firme, si acepta realizar la prueba (consentimiento informado). Normalmente esta prueba no se realiza el mismo día en que se hace la mamografía, dandole cita para , normalmente, no más de una semana.

 

4.- Biopsia bajo control ecográfico

Es la más frecuente. En este caso en el mismo acto de realización de la ecografía se le realizara, si usted lo desea, la biopsia, que se hará con un poco de anestesia local sobre la zona y posteriormente con una aguja especial se le sacara una muestra para ser enviada al laboratorio para su estudio. Todo el proceso de la biopsia durara aproximadamente 15 minutos y, en general, no es nada doloroso. Posteriormente se le hará una pequeña cura de la herida y se pondrá una bolsa de hielo sobre la zona que deberá llevar unas 2 horas. No será necesario tomar ninguna medicación especial aunque se le indicara algún analgésico para que tome si tuviese dolor en las siguientes horas (poco habitual). 

 

5.- Resonancia Magnética de Mama

 

¿Qué es?

La resonancia magnética (RM) es una técnica de imagen que se utiliza para el diagnóstico. Se basa en la utilización de un campo magnético y energía de radiofrecuencia y permite obtener imágenes del cuerpo.

Con las imagenes de RM se pueden analizar algunos aspectos que no es posible ver con las otras técnicas de imagen como la mamografía, la ecografía o la tomografía computerizada y en ocasiones concretas puede proporcionar información muy útil.

Cuándo puede indicarse la realización de una RM de Mama

Se le puede indicar la realización de una RM de mama en algunas ocasiones, como:

1.- Precisar la localización de la lesión, cuando es necesario para planificar la cirugía.

2.- Definir mejor el tamaño de la lesión, cuando es necesario para el tratamiento.

3.- Complementar la valoración de una lesión vista en la mamografía o la ecografía.

4.- Diferenciar entre cicatrices y recaída de un tumor ya tratado.

5.- Valorar las características de la lesión antes de iniciar el tratamiento de quimioterapia neoadyuvante (la que se administra antes de realizar la cirugía del tumor mamario) y monitorizar los cambios que se producen tras este tratamiento neoadyuvante.

 

Cómo es la Resonancia Magnética de Mama

La máquina de resonancia magnética es un tubo abierto por sus extremos.

Para poder hacerle la exploración se le colocará en una camilla boca abajo y después -mientras usted está acompañada por el personal de resonancia- la camilla se desplazará hasta que la zona de las mama esté en el centro del tubo. En ese momento la cabeza estará casi fuera del tubo.

La posición para hacer una resonancia magnética de mamas es imprescindible para realizarla adecuadamente; durante todo el tiempo permanecerá en la misma posición, boca abajo, con la cabeza apoyada y las mamas situadas en un dispositivo. Es fundamental no moverse nada durante la exploración para de las imágenes salgan nítidas y sean analizables.

 

Durante la exploración no notará ninguna molestia. Únicamente saber que la máquina  cuando está obteniendo las imágenes hace un ruido intenso; para minimizar la molestia de este ruido se le proporcionarán unos tapones de cera o unos auriculares que le aminorarán la posible incomodidad generada por el ruido

En ningún momento estará sola ya que desde fuera de la sala el personal que la está  atendiendo le estará viendo y oyendo a través de un cristal.

El estudio completo dentro de la sala de RM durará entre 30 y 45 minutos.

La resonancia magnética de mama generalmente se hacen con la administración de  contraste. Para inyectar el contraste el personal de enfermería le preguntará sobre antecedentes de alergia, enfermedades renal, o si está tomando alguna medicación, y si no hay ningún inconveniente, le  pinchará en una vena del brazo o de la mano antes de pasar a la sala de resonancia.

El contraste que se utiliza en los estudios de RM de Mama está hecho en base a gadolinio y no es como los contrastes utilizados en radiología -contrastes yodados- ni como los contrastes utilizados con los ultrasonidos.

El contraste de gadolinio es un contraste muy seguro y generalmente no notará nada cuando se le inyecte; es excepcional que se noten molestias en la zona de la punción,  nauseas u otras reacciones adversas. Si se produce alguna reacción adversa inesperada será inmediatamente atendida por médicos y enfermeros.

Al finalizar el examen, se moverá la camilla hacia la posición inicial, se le retirará la vía endovenosa y se le indicará que puede pasar a su cabina para vestirse. Si el personal sanitario lo considera necesario le indicará si hubiera que realizar algún cuidado particular.

 

La fecha de la cita

Para poder analizar adecuadamente la RM de Mama es necesario hacerla en determinados días del ciclo menstrual, porque el estado hormonal influye de forma muy significativa en las imágenes que se obtienen.

En mujeres en edad fértil (premenopausicas) lo ideal es hacer la resonancia entre los días 6 y 13 del ciclo menstrual, incluso si se está siguiendo contracepción oral. En caso de terapia hormonal sustitutiva se recomienda interrupción del tratamiento hormonal al menos 4 semanas antes de la resonancia, pero en esos casos deberá consultar con el médico que le haya prescrito el tratamiento hormonal para coordinar de la mejor manera posible sus tratamientos y la realización de la resonancia.

 

Preparación

La RM de Mama no suele requerir ninguna preparación, aunque en ocasiones se le puede indicar que esté en ayunas desde 4 horas antes de la exploración.

Si los espacios reducidos le producen ansiedad o sensación de miedo, puede venir acompañado de otra persona que puede estar con usted durante la exploración sin ningún inconveniente. Si esa sensación es muy intensa -claustrofobia- y cree que le va a ser muy difícil permanecer quieta en esa posición puede comentarlo con su médico por si considera oportuno prescribirle alguna medicación que le disminuya la ansiedad para tomarla antes de la exploración; si ha tomado alguna medicación de este tipo debe acudir a realizar la exploración con algún acompañante.

 

A la llegada al Servicio de Radiología - Resonancia Magnética

El personal de enfermería o técnicos de la unidad de resonancia magnética le recibirá y le hará algunas preguntas para conocer si se le puede hacer la resonancia o si hay alguna contraindicación. Si hubiera alguna contraindicación, le explicará que no es posible hacer la resonancia.

 

6.- Preguntas relacionadas con la Seguridad en RM

INFORMACIÓN GENERAL DEL PACIENTE

¿Se le ha hecho alguna RM anteriormente?

¿Padece alguna enfermedad renal, asma o alergia respiratoria?

¿Tiene alergia a algún medicamento?

¿Tiene alergia a algún alimento?

¿Le han inyectado algún contraste radiológico anteriormente?

¿Está o puede estar embarazada?

¿Fecha de la última regla?

¿Está en periodo de lactancia materna?

 

7.- Dispositivos que son contraindicación absoluta

Si alguna respuesta es SI, usted no puede entrar en una sala de RM

1.Marcapasos

2.Desfibrilador

3.Suturas metálicas (clips) de aneurismas cerebrales

4.Neuroestimulador

5.Bioestimulador

6.Implante coclear

7.Bombas de perfusión

 

DISPOSITIVOS Y SITUACIONES QUE ES NECESARIO CONOCER. PORQUE PUEDEN SER CONTRAINDICACIÓN RELATIVA O PUEDEN MODIFICAR LA FORMA DE REALIZACIÓN DE LA RESONANCIA

Si alguna respuestas es SI, el radiólogo responsable de la exploración valorará si es posible hacer una RM y cómo debe realizarse

1.¿ Tiene algún objeto metálico en el cuerpo (balín, alfiler ..) ?

2.¿ Le ha entrado algún cuerpo extraño metálico en los ojos ?

3.¿ Ha trabajado con soldaduras ?

4.¿ Lleva puesto algún catéter para medicación ?

5.Audífono

6.Implante en el oído

7.Cualquier tipo de clip o grapa quirúrgica

8.Prótesis ortopédica (cadera, rodilla, extremidades...)

9.Dispositivo de fijación de la columna

10.Prótesis de mama

11.Expansor de mama

12.Implante o prótesis de pene

13.Malla quirúrgica

14.D.I.U., diafragmas, etc...

15.Piercing

 

 

Antes de entrar en la sala de RM

Si no hay ninguna contraindicación le acompañarán a una cabina y le indicarán la ropa que se debe quitar y le entregará una bata para llevar durante la exploración.

Le indicarán también que debe quitarse todas las cosas que por su composición no pueden llevarse al interior de una sala de resonancia como: hebillas, pendientes, reloj, tarjetas de crédito, tarjetas magnéticas, audífonos, pelucas, prótesis dentales retirables, etc... y cualquier material porque pueden interferir en el campo magnético de la RM

Quién interpreta las imágenes de Resonancia Magnética

Un radiólogo, médico específicamente capacitado para supervisar e interpretar los exámenes radiológicos, supervisará el estudio de RM, analizará cuidadosamente las múltiples imágenes obtenidas y posteriormente realizará un informe que se enviará al medico que le haya solicitado la prueba.

El informe es un proceso que requiere tiempo y experiencia. Su médico le comunicará los resultados, tan pronto como sea posible.

 

Cuáles son las limitaciones de la Resonancia Magnética

Las imágenes de resonancia serán analizables sólo si es capaz de permanecer completamente inmóvil, mientras se obtienen las imágenes.

La presencia de un implante u otro objeto metálico puede dificulta la obtención de imágenes diagnósticas.

El tamaño del tubo tiene un diámetro limitado lo que puede impedir que algunas pacientes puedan ser colocadas de forma adecuada para hacer un estudio de RM.

La RM de mama no siempre distingue entre cáncer y una enfermedad benigna, pero ayuda en muchos aspectos al diagnóstico.

 

 

7.- Biopsia guiada por Resonancia Magnética

Biopsia guiada por Resonancia Magnética

1. ¿Qué es?

Es un estudio que utiliza la resonancia magnética como guía para realizar una punción biopsia.

2. ¿En qué consiste?

La RM permite dirigir la aguja de punción con gran precisión para obtener una pequeña muestra que será estudiada posteriormente por un especialista (patólogo) para conocer el tipo de lesión.

3. ¿Para qué se realiza?

Se utiliza la RM para localizar una lesión que no se ve en la mamografía ni en la ecografía. Se pretende llegar al punto exacto donde introducir la aguja para pinchar la lesión, con la mayor seguridad para la paciente.

4. ¿Cómo se realiza?

El estudio se realiza en el Servicio de Radiodiagnóstico, en la sala de Resonancia Magnética. Se anestesia la piel para que las molestias sean mínimas. Una vez localizada la lesión, el radiólogo introduce una aguja para intentar extraer una muestra de tejido. En ocasiones puede ser necesario pinchar más de una vez.

El resultado de esta prueba se conocerá después de unos días y será usted informada por su médico de referencia.

5. ¿Qué cuidados requiere después de la intervención?

Se realizará presión sobre la zona de la punción, para evitar el sangrado. En caso de estar en tratamiento con anticoagulantes o antiagregantes deberá comunicarlo al médico solicitante y el día de la prueba.

6. ¿Qué riesgos o complicaciones puede presentar?

A pesar de la adecuada elección de la técnica y de su correcta realización, pueden presentarse efectos indeseables, tanto los comunes derivados de la RM y el uso de contraste, como los específicos del procedimiento. La punción-biopsia es una técnica con pocas complicaciones, y cuando ocurren pueden ser fácilmente tratadas:

Leves y frecuentes. Hematoma: es la presencia de sangre en el lugar de la punción o en su trayecto, generalmente desaparece sin tratamiento y, en casos excepcionales, puede requerir de un pequeño corte en la piel para vaciarlo.

Graves y poco frecuentes. Infección relacionada con la punción, a pesar de la utilización de material estéril.

7. ¿Existen otras alternativas?

La alternativa a la punción biopsia con RM consiste, (aunque consideramos que este es el mejor método para llegar al diagnóstico) en la CIRUGÍA CONVENCIONAL, que se realiza en el quirófano y bajo anestesia general, practicando un corte en la piel para extraer una muestra del tejido a analizar.

Usted puede decidir no autorizar este procedimiento y, en ese caso, se realizarán controles radiográficos para determinar si se modifican o no las características de la lesión (tamaño, bordes, etc.).

 

¿Cuáles son los riesgos de la biopsia de mama? 

La punción es una técnica de bajo riesgo. Las pocas complicaciones que ocurren son conocidas y fácilmente tratadas. Entre ellas están:

HEMATOMA: Es la presencia de sangre en el lugar de la punción o en su trayecto. Generalmente es de carácter leve y desaparece sin tratamiento. En casos excepcionales puede requerir tratamiento que consiste en realizar una pequeña corte en la piel y vaciarlo.

INFECCIÓN: Es una complicación muy rara ya que todo el material que se utiliza es estéril y se utiliza uno nuevo para cada paciente, desechándolo a continuación.

En caso de que esta biopsia no fuera concluyente para el diagnostico definitivo de la lesión, su médico le informará de las alternativas existentes.

¿Cuándo es necesario marcar el tumor?

Si Uds.  ya ha sido diagnosticada  de cáncer de mama, puede que su medico decida darle quimioterapia antes de realizar la cirugía ( neoadyuvancia ). En tal caso será necesario marcar la lesión previamente con un “clip”  metálico dado que en un número significativo de casos la lesión desaparecerá después del tratamiento. Aun cuando por métodos de imagen la lesión  haya desaparecido, habrá que realizar igual la cirugía, pues pueden quedar pequeños restos no detectables por técnicas de imagen.

El “clip” es un pequeño marcador metálico, del tamaño de la cabeza de un alfiler, que se le colocara en la lesión a través de una aguja fina. Este procedimiento, habitualmente no necesita anestesia, dado que el calibre de la aguja de anestesia es prácticamente el mismo que el usado para la introducción del clip. El llevar el mencionado clip no le causara ninguna molestia adicional.

En caso de que su tumor no  sea palpable, el día de la operación o el día anterior, habrá que ponerle una guía metálica (conocida vulgarmente como arpón) marcando la lesión, para que el cirujano la  encuentre fácilmente l. La guía metálica es un fino alambre de unos 15 Cm de longitud, que se le colocara a través de una aguja de delgado calibre, habitualmente sin anestesia, dado que es prácticamente indolora su colocación. La colocación de la guía se hará bien con control de ecografía o mamografía y el proceso no dura mas de 15 minutos.

end faq